lunes, 6 de julio de 2009

Dieta mediterranea

Esta mañana he desayunado un vaso de leche convertida en batido de vainilla.
He llegado al trabajo y, antes de encender el ordenador, me he ido a desayunar... un café con leche.
A mediodia he comido una ensalada de pasta. (sin leche)
Ahora, sí, ahora, a las 8 de la tarde, me ha dado por merendar leche con galletas.

Acabo de llegar a dos conclusiones:
1 - El calor me quita el hambre.
2 - Creo que soy adicta.

3 comentarios: